Soluciones veraniegas para mejorar tu té

JAIME DE LAS HERAS

De todas las ingratitudes que cometemos con la comida, la de dejar de lado las infusiones en los meses de verano posiblemente sea de las más crueles. Nos empeñamos en maltratar, sistemáticamente, a tés, manzanillas o cafés cuando el calor aprieta. En ocasiones, les despreciamos a base de hielo, diluyendo así su sabor y sus propiedades. En otras, más crueles, directamente les relegamos al fondo del olvido convertido en alacena.

Por eso, nuestra misión hoy es conseguir que las infusiones, y más particularmente el té, estén muy presentes en nuestro día a día cuando el mes de agosto no nos dé tregua y comprenda que ellas también tienen derecho a seguir dándonos alegría con su sabor aunque la temperatura exterior se muestre celosa. Esa es la razón por la que te vamos a dar cinco trucos y una recomendación para que digas sí a un verano infusionado.

En la variedad está el gusto.

No hace falta que sólo consumas té para desayunar o pienses que eres la Reina de Inglaterra con el té de las cinco. Firmas como Tcompanyshop ofrecen una cantidad de tés casi inabarcable que nos permiten apostar por sabores más suaves, frutales o incluso tés que están pensados para ser consumidos fríos. Así que no pienses que todo debe ser afternoon tea y déjate seducir por un mundo de sabores mucho más amplio.

PUBLICIDAD



PUBLICIDAD